Archivos Mensuales: marzo 2010

Casos famosos


Antes de teorizar y contemplar el amplio abanico de circunstancias posibles y reales que acompañan a la ouija, desearía explicar algunos casos vividos y controlados por mí a lo largo de varios años. Como quiera que algunos de ellos no cuadran ni mucho menos con la hipótesis expuesta anteriormente, deben admitirse otras explicaciones más trascendentales, paranormales o “fronterizas” en el sentido de aquellos fenómenos y sucesos que parecen hallarse en la “frontera” con otras realidades. Expondré algunos ejemplos de esta casuística:

Caso nº 1: Durante tres o cuatro años, un grupo de amigos de alto nivel cultural se reunían los sábados por la tarde para practicar la ouija. Como quiera que comenzaron a observar algunos fenómenos curiosos durante las sesiones, me invitaron a las mismas en calidad de observador. En una de ellas se recibió una comunicación de alguien que decía llamarse Antonio. Al parecer se encontraba en una carretera junto a un camión volcado en la cuneta, y decía que había mucha gente junto a él, pero nadie le hacia caso y no sabia lo que pasaba. Finalmente dio un número de teléfono, tras lo cual se cortó el contacto. Una semana más tarde, el grupo de experimentación decidió llamar a ese teléfono… El resultado fue asombroso: el número correspondía a la vivienda de un camionero llamado Antonio, que había fallecido en un accidente al quedarse dormido al volante de su vehí. El hecho había ocurrido el mismo día que se practicaba la ouija. Lee el resto de esta entrada

Anuncios

Dr. Jiménez del Oso y la Tabla Ouija


Fernando Jiménez del Oso (Madrid, 21 de julio de 1941 – Madrid, 27 de marzo de 2005), psiquiatra y periodista español, especializado en temas de misterio y parapsicología, director de revistas y programas de televisión. Leer más

Mitos sobre la Ouija


La ouija, también llamada “tablero”, o en lenguaje docto “vasografía” es un método de comunicación espiritista, evolución de la llamada “planchette”. Básicamente consta de una tabla en la que se dibujan las letras del alfabeto, los números del 0 al 9, las palabras “sí”, “no” y “adios” y opcionalmente algunos otros símbolos y dibujos, bien sean signos de puntuación o en algunos casos dibujos puramente ornamentales. Mientras en la planchette las letras y números se dibujan normalmente en semi arco, en la ouija suelen hacerse de forma circular con los números situados en el interior del círculo. La otra diferencia entre la planchette y la ouija es que en la primera se utiliza una plancha deslizante, con forma de punta de lanza mientras en la segunda el instrumento marcador es un vaso o copa puesto boca abajo, preferiblemente transparente para que puede verse a su través y todos los participantes en la sesión puedan leer la letra que se está marcando en cada momento.

Son instrumentos diseñados para mantener una aparente comunicación con supuestas entidades del más allá, seres descarnados o astrales y también, de forma muy extendida en los últimos tiempos, con supuestos seres extraterrestres.

Los mitos sobre la ouija empiezan desde la propia preparación para la sesión y abarcan todo lo relacionado con el método. Se pueden leer tantas cosas y tantos doctos libros sobre este tipo de prácticas que hay suficiente letra impresa como para marear y desconcertar a cualquiera, teniendo en cuenta además que la mayoría de estas doctas opiniones son contrarias, excluyentes e incongruentes entre sí. Los despropósitos en torno a la ouija empiezan por su propia definición: para mucha gente no es más que un simple “juego”, pudiéndose encontrar tableros y kits completos en las jugueterías. Es muy típico que en reuniones de amigos alguien diga lo de: “¿jugamos a la ouija?”. Lee el resto de esta entrada

El Hospital del Tórax


EL LIBRO
Capítulo 8

Durante estos meses los testimonios que me habían llegado eran numerosos, era hora después de las vacaciones de empezar a analizarlos y contrastarlos.
La mayoría de ellos coincidían en algo, el lugar trasmite una extrañeza que no saben explicar, te sientes acompañado, incluso un joven director de cortometrajes me comentó que una vez que estás dentro de los muros del antiguo hospital, parece que estés viviendo una película.
Otra de las coincidencias es que los aparatos técnicos sufren multitud de anomalías en todas las estancias del hospital y en las zonas de fuera, concretamente los testimonios que tenía y hacían referencia a las zonas externas, hablaban sobre todo de la Iglesia, además uno de ellos me comentó que en un día de lluvia y algo de frió, entró en la iglesia y hacía una calor que no era normal, cosa que le llamó bastante la atención, aunque no le dio demasiada importancia. Lee el resto de esta entrada